Imprimir esta noticia
Fiestas/tradiciones

Una tradición de 135 años

El Cristo de la Salud volvió a procesionar el 26 de diciembre recordando el terremoto de 1884

Pepe Vaquero | 26 de diciembre de 2019
La procesión con la imagen del Cristo de la Salud durante su recorrido por la plaza del Ayuntamiento.
La procesión con la imagen del Cristo de la Salud durante su recorrido por la plaza del Ayuntamiento.

Es una tradición centeraria y muy arraigada entre las gentes de Albolote. Como cada 26 de diciembre, desde hace 135 años, el Cristo de la Salud volvió a procesionar por las calles de municipio para dar cumplimiento al voto de acción de gracias formalizado por la Corporación Municipal de 1884 tras el gran terremoto que asoló la comarca de Alhama y Arenas del Rey el día de Navidad de aquel año y del que milagrosamente Albolote salió indemne.

Este año, en una noche suave, varios cientos de fieles acompañaron la imagen del crucificado y muchas vecinas y vecinos lo hicieron con velas encendidas, incluso descalzos.  Representantes de la actual Corporación Municipal participaron en el cortejo organizado por la Hermandad del Cristo de la Salud y María Santísima de los Dolores cuya junta de gobierno también encabezó el cortejo procesional con la presencia del cura-párroco Javier Huete.



Una treintena de costaleros y costaleras de la hermandad fueron los encargados de portar el trono con la imagen del crucificado por el recorrido habitual, calles Real, Nueva de Jardines, plaza Padre Manjón, Burgos Canals y Granada hasta volver a su templo al son de la música de la Banda Municipal de Albolote dirigida por Juan Miguel Nievas.

Como curiosidad, la procesión del 26 de diciembre probablemente sea la única de España que saca a la calle a un cristo crucificado en época navideña. El fervor religioso se mezcló por unas horas con las brillantes luces del encendido de la Navidad. Una tradición que ya dura más de un siglo.

Más fotos: